domingo, 11 de junio de 2017

MOMENTO CUÁNTICO



Kohei Nawa.
Instalación de nubes elaboradas con espuma

He soñado gaviotas peregrinas
eternizando la noche en que te nombro
y en el velo extraño de mi asombro 
apareces como magia del destino.
Hay un momento cuántico tan solo
para poder verte libre en el camino
y por eso no podré cerrar mis ojos
porque si dejo descansar a mis pupilas

tal vez al abrirlas ya te has ido.




© Maite Glaría 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

ENTONCES

Entonces eran versos  de temprana adolescencia, de súbito e idílico apetito cuando no sabes nada pero presientes ...