domingo, 19 de marzo de 2017

ESTA TARDE



El Vedado,  Habana. Foto de Maite Glaría

Llueve esta tarde, mi amor, y estás tan lejos
-y como siempre que llueve yo te escribo.
El mar se agita y mi mirada arde 
en el horizonte empapado de esta tarde,
y de este otro verano que he perdido.  
Sí, ya sé que me dirás que yo me he ido,
y que dejé porque quise el horizonte nuestro
para venir a este espacio peregrino.
Pero hoy no pretendo un debate vespertino,
porque es muy fuerte el dolor de hallarme lejos
y el deseo imposible de volver contigo.



New York, marzo 2017


© Maite Glaría  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

CEDRO BLANCO

Ese aroma a cedro blanco, El abrazo, del pintor Enric Hernaez duende, hechicero que invade mi cordura,  mi pasado y esta h...