lunes, 15 de agosto de 2016

UN PACTO



Mis versos enhebran mañanas
de grises y sombras de muerte.
Hago un pacto: 
quiero un poco de celeste
y de rosa para el alba.
Días de horizontes verdes.
Tardes de estelas doradas.
A cambio les presto mi alma
para sus anocheceres.






New York, agosto de 2016.


© Maite Glaría

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DISFUNCIÓN

Fuera de mí y de mi corazón   en llamas la noche   The Wind, Gil Bruvel es una araña   entretejiendo errores. La Tierra...